mail

Suscribite a nuestro boletín

Stella Urango:“el karate fue el medio que utilizó Dios para permitirme conocerlo”

La campeona de Colombia forma parte de la selección del país en esta disciplina y a nivel mundial ha ganado en diferentes competencias medallas de oro, plata y bronce.

Ella hoy lleva 17 años representando a su país en distintas competencias, pero detalla que hace tres años, luego de una depresión, conoció a Cristo. Stella revela “creo que desde ese momento Dios empezó a obrar en mi vida y a permitir que lo conociera como el Dios vivo, no solo como el que murió en la cruz sino como el que resucitó y el que está siempre con nosotros”.

“En mi carrera siempre vi la mano de Dios, aun antes de ser cristiana, Dios nos ama a todos, nos bendice a todos, aunque a veces no se agrade de nuestros actos y de que no queramos conocerlo o estar con Él”, expresa Stella. Una deportista que desde la adolescencia entrena de forma rutinaria para participar en diferentes competencias, la más reciente en Miami, una de las primeras después de la pandemia y en la que logró una medalla de bronce.

“EL KARATE FUE EL MEDIO QUE UTILIZó DIOS PARA PERMITIRME CONOCERLO Y PARA FORMARME DE ACUERDO AL PROPÓSITO QUE ÉL TIENE CONMIGO”

Stella Urango, campeona y parte de la Selección de Karate Colombia

Su carrera comenzó a sus 17 años, cuando entró a la Universidad a estudiar Ingeniería Industrial. Ella cuenta “mi entrenador me había hecho la invitación a entrenar, pero en realidad nunca me había llamado la atención practicar este deporte, así que siempre le decía que sí por cortesía, pero nunca hice ningún esfuerzo, hasta que un día él se presentó en mi casa a realizar mi primera clase junto con mis hermanas y algunas amigas de mi barrio”.

“SIEMPRE DIGO QUE FUE DIOS QUIEN TRAJO ESTE DEPORTE A MI VIDA, DIOS A UTILIZó EL KARATE PARA FORMAR MI CARÁCTER Y PARA DARME TAMBIÉN UNA MEJOR CALIDAD DE VIDA”

Stella Urango, campeona y parte de la Selección de Karate Colombia

Stella Urango cuenta que en un momento de su carrera “se presentaron algunos obstáculos normales como que a veces no tenía dinero para los pasajes para ir a entrenar, así que me tocaba caminar”. Además, ella agrega “creo que en el camino siempre hay obstáculos y a medida que vas avanzando y subiendo hacia el alto rendimiento los obstáculos van cambiando, pero cuando tienes amor y pasión por tu deporte, cuando hay motivación y perseveras, no hay nada que no puedas superar”.

“El karate es un deporte de contacto más no es un deporte violento, pero cuando inicié mi deporte tenía un temperamento muy fuerte, si me pegaban yo daba más duro, tenía un espíritu de guerra, así que Dios me transformó a través de este deporte”, revela Stella. A su vez, ella afirma “me fue formando y moldeando poco a poco. Aunque sigo siendo una guerrera; cuando hay que luchar, hay que luchar sin miedo, no me refiero solo a la competencia sino a cada situación en la vida”.

“DIOS ME HA DADO DOMINIO PROPIO Y SABIDURÍA PARA HACERLO”

Stella Urango, campeona y parte de la Selección de Karate Colombia

La deportista reflexiona que “en la vida como en lo espiritual muchas veces Dios te pide que te muevas y luches; y otras, Dios demanda que te quedes quieto y aprendas a esperar el momento correcto para hacerlo”.

Stella expresa que “desde niña le oraba al Señor, pero veía a Dios como una persona inalcanzable y tampoco entendí el significado de la cruz porque poco conocía su palabra, solo lo que veía en las películas de Semana Santa y el ritual y palabra que daban en la misa, porque vengo de la tradición católica”. Y explica que luego de la situación de hace tres años “en ese momento cuando decidí aceptar a Jesús como mi señor y Salvador”.

“EMPECÉ A ESCUCHAR SU VOZ, LO QUE ME LLEVÓ A AUMENTAR MI FE. DIOS ES REAL Y VIVE EN CADA UNO DE NOSOTROS A TRAVÉS DE SU ESPÍRITU, PORQUE TEMPLO SUYO SOMOS”

Stella Urango, campeona y parte de la Selección de Karate Colombia

La karateca detalla que antes de esa experiencia no hablaba de Cristo, pero luego afirma “recuerdo que Dios me dio una palabra a través de un profeta y me dijo ‘nunca más te avergonzarás de mí y de tu pasado’”. Entonces, Stella afirma que “Dios me ha dado la valentía y el conocimiento para hablar de su palabra; a medida que voy creciendo lo hago con más sabiduría y más prudencia”, es por eso que hoy escribe en sus redes sociales su vida con Jesucristo.

Pese a la pandemia, Stella afirma que continuó con los entrenamientos para las competencias, “tocó adaptarnos a esa nueva forma de entrenar mientras regresamos a la presencialidad”. Ella reflexiona, “también fue un tiempo en el que El Señor nos trató a todos, trató nuestro carácter, nuestra fe, nuestra confianza en Él. A nivel espiritual crecí bastante en ese año de encierro”.

Una de sus experiencias recientes que cuenta es que después del Miami Open no logró la clasificación olímpica, por lo que se desanimó. De todas formas, Stella revela “le estuve pidiendo a Dios que me direccionara, que me dijera si quería que siguiera o me retirara y en esos días me llamó una autoridad del deporte colombiano para que esté en los Juegos Nacionales del 2023”.

“DIOS NOS HABLA Y RESPONDE A NUESTRAS ORACIONES DE DIFERENTES MANERAS”

Stella Urango, campeona y parte de la Selección de Karate Colombia

La karateca colombiana define “yo creo que hoy a mis 39 años Dios aún tiene cosas para mí en este deporte”. Por lo que cuenta que en sus próximos proyectos por delante tiene claro “que Dios me ha llamado a servirle, Él va abriendo caminos en mi vida según su propósito y mis sueños deben ir de acuerdo a su voluntad”.

“En realidad anhelo y sueño cosas, pero esto ya no se trata de mí, sino de Dios en mi vida y lo que Él quiere para mí y a través de mí para las otras personas”, destaca Stella Urango.

Lucía García
Lic. Comunicadora Social y Periodista (UNLaM). Redactora y Prensa. Locución y producción de Vibra Podcast. Comunicación empresarial.

Otras